NaNoWriMo o cómo escribir 50.000 palabras en 30 días

Imagino a los participantes de NaNoWrimo como al conejo blanco de Alicia en el País de las Maravillas, gritando “¡Llego tarde!, ¡llego tarde!”. Aunque no tengas ni idea de qué es eso de NaNoWrimo, seguro que conoces la sensación de agobio que supone no llegar a algo: a embarcar en un avión, a preparar un examen, a la cita con el hombre o la mujer de tu vida… En el caso de los “wrimos”, como se conoce a los participantes en este desafío, el reloj les apremia para escribir una novela de 50.000 palabras en un mes. Sí, has leído bien: componer una historia de unas 175 páginas en 30 días y hacerlo por el placer de escribir y sin recibir premio alguno, salvo un diploma que acredita que se ha cumplido el reto.

Toda esta locura literaria comenzó en 1999. A un joven llamado Chris Baty, que vivía en San Francisco (Estados Unidos), se le ocurrió retar a sus amigos a escribir 50.000 palabras en un mes. Aquel año NaNoWrimo, acrónimo de National Novel Writing Month (“Mes Nacional de Escribir Novelas”) se organizó en julio y en él participaron poco más de veinte personas. Convencido de que su idea tenía potencial, Baty creó al año siguiente la web de NaNoWrimo y, con gran acierto, trasladó el evento al mes de noviembre. En el penúltimo mes del año llegan los fríos y el cambio de hora hace que anochezca antes. Además, por aquel entonces no había mucho con lo que competir: no se había popularizado el Black Friday, ni se había puesto de moda lo de dejarse bigote para concienciar a la sociedad sobre el cáncer de próstata. NaNoWrimo resultaba una gran aventura literaria para vivir en un mes gris y aburrido. Diecisiete años después de su arranque, NaNoWrimo cuenta con 300.000 participantes y, según afirman desde la Organización, las editoriales han publicado casi cuatrocientas novelas surgidas como proyectos durante el reto, algunas tan conocidas como Agua para elefantes de Sara Gruen, El Circo de la Noche de Erin Morgenstern, o Fangirl de Rainbow Rowell.

logo_nanowrimo

Escribir, escribir y escribir, cantidad sobre calidad. El mantra que hay que repetir día tras día es aquello de que “corregir vendrá después”. Escribir, escribir y escribir, con constancia y mucha disciplina. Con la única condición de empezar el 1 de noviembre a las 00:00 horas y terminar el día 30 a las 23:59, los “wrimos” deben teclear 1.667 palabras cada día, cifra resultante de dividir las 50.000 palabras entre los 30 días con los que cuenta noviembre. Eso sí, para lanzarse a este maratón de escritura, uno puede venir “entrenado”, con ideas previas sobre la trama, el título, e incluso esquemas y fichas sobre personajes e historias para saber por dónde tirar.

La atmósfera NaNoWrimo

Pero NaNoWrimo es mucho más que escribir una novela a través de una plataforma on line. Al igual que el oxígeno es imprescindible para la vida, para que los “wrimos” puedan mantenerse íntegros y con fuerzas para llegar a la meta, son necesarias acciones que los arropen. Es la atmósfera NaNoWrimo: una fiesta de arranque (Kick Off), encuentros con escritores consagrados y también recién llegados al panorama literario (Pep Talks), quedadas de “wrimos” (Come and write in), cenas literarias, hasta “noches locas” de escritura. NaNoWrimo presta apoyo al escritor y sobre todo motiva a todo aquel que pase por un momento de bajón o, en este caso, por un bloqueo o síndrome de la página en blanco.

Por tercer año consecutivo la Biblioteca para Jóvenes Cubit ha colaborado con Atrapavientos, entidad organizadora de las actividades de NaNoWrimo en Zaragoza, en la preparación de esa atmósfera, poniendo a disposición de los “wrimos” una zona de escritura y recibiendo a autores experimentados y noveles para hablar sobre sus trucos, rutinas e incluso manías como escritores. Al listado de figuras de primera línea que en años anteriores visitaron la biblioteca para colocarse al frente de las charlas motivacionales y de las miradas y preguntas inquisitorias de los “wrimos” (Ana Alcolea, David Lozano, Begoña Oro, Daniel Nesquens, Fernando Lalana, Patricia García Rojo, Miguel Mena, Patricia Esteban Arlés…), este 2016 se ha sumado Jordi Sierra i Fabra, que charló con los “wrimos” a falta de unas horas para dar por terminado el reto.

pep-talk-con-jordi-sierra-i-fabra

“Pep Talk” con Jordi Sierra i Fabra y Jorge Gonzalvo. 30 de noviembre de 2016.

¿Escribir una novela de calidad en un mes?

Y llegados a este punto te preguntarás si es posible escribir algo realmente bueno en tan poco tiempo. Para convencer a los potenciales “wrimos” de que es posible, bajo presión y en un periodo récord de tiempo, escribir una buena novela o, al menos, un esbozo de lo que será, Jorge Gonzalvo, de Atrapavientos, escritor, profesor de escritura y ML (Municipal Liason) de NaNoWrimo en España, pone estos ejemplos: Dostoyevski escribió El jugador en 26 días, con el objetivo de pagar sus deudas de juego (atención a la ironía), ¡mientras también trabajaba en Crimen y castigo!; Estudio en escarlata, de Arthur Conan Doyle, la primera novela de la serie protagonizada por Sherlock Holmes, le llevó al autor tres semanas; El extraño caso del Dr. Jekyll y Mr. Hyde, de Robert Louis Stevenson, fue escrita en menos de una semana. Y así otros tantos más. Hasta llegar a la guinda del pastel: la primera vez que escuché a Jorge afirmar que el borrador de El niño del pijama de rayas, de John Boyne, publicada en 2006, se había escrito en dos días corrí incrédula a “googlearlo”. Y sí, es verdad, aunque parezca increíble.

Del año sin verano al año del “veroño”

¿Y en menos de dos días? ¿Alguien habrá sido capaz de crear magia con las palabras en cuestión de horas? Hace doscientos años ocurrió algo que puso los cimientos de nuestro imaginario de terror. De 1816 se dijo que fue “el año sin verano”. La erupción del volcán indonesio Tambora, en 1815, alteró la meteorología provocando en los años inmediatamente posteriores un importante enfriamiento global. En Europa se sucedían fuertes tormentas y las riadas destrozaban todo lo que encontraban a su paso. En medio de ese caos atmosférico, en villa Diodati, cerca de Ginebra (Suiza), Lord Byron y sus invitados –entre los que se encontraban su médico personal y secretario John William Polidori, y la pareja formada por el escritor Percy B. Shelley y su todavía novia Mary– se resguardaban de las hostilidades de un extraño mes de junio. Y una de aquellas noches, para combatir el aburrimiento que les provocaba el encierro, el grupo se retó a escribir cada uno una historia de terror. Los únicos que terminaron el desafío fueron la joven Mary Shelley, que ideó el argumento de su Frankenstein, y Polidori, que escribió El vampiro, relato que durante mucho tiempo, para desgracia de Polidori, se atribuyó a Lord Byron y en el que posteriormente se inspiraron, entre otros, los vampiros de Sheridan Le Fanu, Alejandro Dumas y Edgar Allan Poe. Aquella fructífera y terrorífica velada pasó a conocerse como “la noche de los monstruos”.

Programme Name: A Dark And Stormy Night: When Horror Was Born - TX: n/a - Episode: n/a (No. n/a) - Picture Shows: (L-R) Claire Clairmont (CATHERINE LAMB), Percy Shelley (TIMOTHY RENOUF), Byron (ROB HEAPS), John Polidori (SAM SWANN), Mary Shelley (HANNAH TAYLOR GORDON) - (C) Oxford Scientific Films - Photographer: Mira Aroyo

Documental de la BBC “Frankenstein and the Vampyre: A Dark and Stormy Night”.

Con “veroño” y “superluna” -la Luna más grande y brillante desde enero de 1948-, hace un mes que terminó NaNoWrimo 2016 y, tal vez, como ocurrió hace doscientos años, en medio de estos fenómenos extraños, alguno de los “wrimos” hará historia con su novela. El tiempo lo dirá. Y hablando de tiempo, yo, como el conejo blanco del país de las maravillas de Alicia, llego tarde para participar en esta edición, así que tendré que esperar a que llegue noviembre de 2017. ¡Solo quedan once meses!

Pilar Bordonaba
Técnico Auxiliar Sociocultural
Biblioteca para Jóvenes Cubit
0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Contacto

Enviando

© Zaragoza Activa | Diseño gráfico Estudio Mique

Las opiniones y contenidos expresados en los artículos de este blog corresponden únicamente a sus autores. El Blog ZAC no es de ningún modo la voz oficial de Zaragoza Activa.

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account