mamá emprendedora

Me llamo Alicia y soy mamá emprendedora con un bebé de 10 meses. Cuando me quedé embarazada quise emprender para hacer lo que me gustaba y tener más libertad. Tenía claro que quería disfrutar de mi hija y de mi familia y no trabajar con un horario rígido que me impidiera estar tiempo con ellos. Emprender puede implicar trabajar más horas de las que trabajas por cuenta ajena, pero al ser yo quien me distribuyo las horas, la conciliación puede ser mejor. Así que me preparé para dar forma a mi proyecto, una tienda de láminas personalizadas y regalos únicos, AI LOVIU. Esta es mi experiencia como mamá emprendedora. 

Emprender es muy complicado, necesitas saber de un montón de cosas para que funcione. Ahí es donde gracias a La Colaboradora he aprendido a desarrollar la idea de mi negocio desde cero. Además, conocer y conectar con otros emprendedores me ha ayudado a hacer crecer mi negocio y despegara de una forma efectiva. Rodearme de otros emprendedores e intercambiar ideas ha sido fundamental.

Ahora mi mayor desafío es obtener el equilibrio entre hogar y empresa. El tiempo es muy valioso y, por eso, hay que aprender a gestionarlo bien. Organizarse y priorizar son fundamentales. No siempre lo urgente es lo más importante. Hay que definir las prioridades, resolver los problemas uno por uno y aprender a decir no. 

Puedo trabajar desde casa, mientras disfruto de las actividades diarias de mi hija. Pero a veces puede resultar complicado. No se puede ser la madre perfecta y la trabajadora eficaz todo el tiempo. Emprender nunca es fácil, pero la pasión y perseverancia son dos “armas” muy poderosas. Hay días muy locos, con una niña pequeña y, en ocasiones, parece que no se llegue a nada. Aunque, desde que soy mamá, he aprendido que nuestra capacidad es mayor de lo que creemos.

La clave para lograr mis objetivos profesionales ha sido la pasión y la motivación. Si no disfrutara con lo que hago, creo que hubiera tirado la toalla. Por eso, creo que es fundamental para todo aquel que emprende que su profesión le haga vibrar y no le suponga un esfuerzo. Mi hija es quien me da fuerza, me motiva y me inspira para crear… Ser madre me ha hecho ser más ambiciosa, preocuparme más por la calidad de vida. 

Y a la hora de vender online, como emprendedora he aprendido que es muy importante que te recuerden. Si ofreces un buena experiencia al cliente, regresarán a por más. Trabajo por ofrecer experiencias memorables, siendo creativa e interesándome realmente por mis clientes. Quiero que me recuerden de una manera positiva. Por eso, quiero enamorar a mis clientes, que se sientan identificados conmigo y con AI LOVIU. 

Espero que mi experiencia pueda de algún modo u otro ayudar o resultar inspiradora a otras mamás que también quieran emprender. No es un camino de rosas, pero hay que tenerlo claro, descubrir tu pasión y luchar por tus sueños. No hay nada más gratificante que hacer lo que te apasiona y eso se nota en tu trabajo, lo nota tu familia y las personas que te rodean. Y si al final todos vamos a ser más felices… ¿por qué no intentarlo? 

0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

© Zaragoza Activa | Diseño gráfico Estudio Mique

Las opiniones y contenidos expresados en los artículos de este blog corresponden únicamente a sus autores. El Blog ZAC no es de ningún modo la voz oficial de Zaragoza Activa.

Contacto

Enviando

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account